Archive for diciembre 4th, 2013

Muere el músico y periodista Fernando Argenta, la voz de ‘Clásicos Populares’ y ‘El Conciertazo’

miércoles, diciembre 4th, 2013
  • Introdujo la música clásica en los hogares a través de RNE y TVE
  • Hijo del director de orquesta Ataulfo Argenta, ha fallecido a los 68 años
  • Padecía un cáncer de páncreas y estaba ingresado desde hace semanas

El músico y comunicador Fernando Argenta, gran divulgador que introdujo la música clásica en los hogares españoles a través de RNE y TVE, ha fallecido este martes a los 68 años como consecuencia de un cáncer de páncreas, según ha confirmado el director de Programas de Radio Nacional de España (RNE), Ignacio Elguero.

Argenta estaba ingresado desde hace varias semanas en el hospital de Montepríncipe, en la localidad madrileña de Boadilla del Monte, donde este miércoles será incinerado, en la intimidad familiar, según informa la agencia Efe.

Hijo del director de orquesta Ataúlfo Argenta, fallecido en 1958, y de la pianista Juanita Pallarés, dirigió y presentó programas como Clásicos Populares, en RNE, y El conciertazo, en TVE. También fue director de Radio 3 y Radio 1de RNE, donde arrancó su andadura en 1971.

Él mismo dijo recientemente en una entrevista que el leit motiv de su vida fue la música y que siempre pensó que terminaría componiendo o dirigiendo.

Dedicó su vida a la divulgación de la música

Argenta aprendió a amar la música en su hogar, desde la admiración a un padre que despertaba aplausos y ponía al público en pie. El fallecimiento de su padre, cuando él contaba solo 12 años, le hizo volcarse en la música y en su divulgación, tarea a la que dedicó toda su vida.

En 1976 creó el programa Clásicos Populares, que cumplió 32 años ininterrumpidos en antena hasta 2008, con una fórmula espontánea y divertida que demostró que la música clásica puede estar al alcance de todos.

Desde el año 2000 y hasta su prejubilación en 2008,  dirigió y presentó en TVE el programa hermano El Conciertazo, un espacio dirigido a los niños con el objetivo de que vivieran como una fiesta divertida y estimulante la gran música de los grandes genios.

Era licenciado en Derecho por la Universidad Complutense de Madrid y poseía estudios de grado superior de Música de piano y armonía, realizados en el Real Conservatorio de Madrid.

Además de su faceta como conferenciante y escritor, destaca su labor de difusión de la música clásica entre los niños, realizando un promedio de 80 conciertos anuales.

Pierde nuestro país a uno de los grandes divulgadores de la música clásica, que luchó por desmitificarla y acercarla al gran público. Decía que de pequeño le molestaba que sus amigos no conocieran a Beethoven. Gracias a él, muchos niños y no tan niños, seguro, le descubrieron.

Son muchas las muestras de condolencia y apoyo a la familia tras la muerte de Argenta. El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha dicho de él en su cuenta de twitter que «queda en el corazón de tantos españoles que aprendieron a amar la música y la radio«.

  • Fue un comunicador diferente, atípico, espontáneo
  • Formó una gran pareja con Araceli González Campa en Clásicos Populares
  • Ambos presentaron el emblemático programa de RNE durante 30 años

Hizo un poco de todo en su vida, y todo con mucha pasión. Una pasión al servicio de su gran pasión, la música clásica a la que hizo bajar del podio para caminar en zapatillas por la casa, como un familiar al que había que primero, querer, sin dejar de respetar. Este lunes, Fernando Argenta ha dejado huérfanos a muchos amantes de la música y la radio.

Le gustaban la naturalidad, la espontaneidad -nunca fue un locutor envarado al uso de su época- y muy poco la burocracia, como recuerdan sus compañeros de RNE.

Un madrileño de Santander

Fernando Argenta nació en Madrid en 1945, en una familia originaria de Cantabria. Tenía 12 años cuando, en 1956, murió accidentalmente su padre, Ataúlfo Argenta, el gran director de orquesta español de la postguerra, cuya fama rompió fronteras llegando a Europa.

Fernando, que estudió música en el Conservatorio madrileño y Derecho en la Complutense, tuvo su época rockera y llegó a formar parte del grupo  Micky y Los Tonys.

Volvería a la senda de la música culta en la que su padre llegó tan alto. Obtuvo una beca que le permitió aprender junto a los músicos de la Orquesta de la Suisse Romande, muy ligada a la carrera de su padre.

La ‘casa de la radio’, su casa

Empezó a trabajar en Radio Nacional a principios de la década de los setenta. Tuvo diversas ocupaciones pero encontró su lugar en ‘Clásicos populares’, un programa que comenzó a emitirse en en 1976 y por el que habían  locutores, como Carlos Tena, Beatriz Pécker o José Manuel Rodríguez, «Rodri». También dirigió en distintas épocas Radio 3 y Radio 1.

El programa encontró su mejor fórmula cuando a finales  de esa década comenzó a presentarlo Fernando Argenta y sobre todo, cuando se completó desde 1984 con la presencia de Araceli González Campa, como copresentadora, formando una pareja que encantaba al público.

Fernando Argenta junto a Araceli González Campa en RNE - Fotografía: EL PAÍS

Ella ejercía el papel de más seria (aunque su risa, se decía que era la más hermosa de la radio) y él Fernando, más improvisador y despistado.

La misión del programa era descubrir al gran público -se emitió siempre por Radio 1 y simultáneamente en algunas épocas por Radio 2, luego Radio Clásica- las grandes obras de la música culta, desmitificando a sus autores (incluso con motes cariñosos como ‘El viejo pelucas’, como llamaban a J.S Bach).

Un programa más que popular

Lo hacían con secciones de versiones comparadas en la que los oyentes debían votar por una de las versiones orquestales ofrecidas de una misma obra. Normalmente, había 2 ó 3 de mucha calidad, y una claramente más mediocre.

El programa también entrevistó a grandes profesionales de la música culta española, como Teresa Berganza o Narciso Yepes, entre muchos otros.  Y en definitiva, hizo inmensamente»populares» obras de Beethoven, Bach o Mahler o incluso movimientos sueltos de grandes sinfonías, ya que buscaban y encontraban siempre el pasaje más melódico o accesible al gran público.

RNE editó numerosos discos de recopilación de música clásica, como «Clásicos divertidos», «Clásicos infantiles» y «Clásicos populares 25 y 30 años».

Cesó sus emisiones el 31 de julio de 2008, con el fin de la relación laboral de Fernando Argenta con Radio Nacional de España. Araceli González Campa dejó de colaborar con el programa el 28 de diciembre de 2007, por prejubilación según el Expediente de Regulación de Empleo de RTVE.

Clásicos Populares fue galardonado con el Premio Ondas en 1980 y 1991, y con el Premio APEI-PRTV en 2006.

Un programa hijo de éste fue en TVE «El conciertazo», presentado por Fernando Argenta los sábados, en La 2, a las 12 h, con el fin de acercar el mundo de la música clásica a los más pequeños.

FUENTE: RTVE.ES

Share Button

Un 63,5% de la población no es capaz de identificar ningún síntoma de ictus y menos de un 50% llamaría a los servicios de emergencias o acudiría al hospital

miércoles, diciembre 4th, 2013
  • Dos estudios presentados en la LXV Reunión Anual de la Sociedad Española de Neurología (SEN) ponen en evidencia el escaso conocimiento que existe entre la población a la hora de identificar las señales de aviso de un posible ictus y cómo actuar ante los primeros síntomas.
  • Conocer los síntomas y saber cómo actuar ante un ictus puede resultar vital: Si un paciente es atendido en las primeras horas, la probabilidad de fallecer o quedar con una discapacidad grave se reduce a la mitad.
  • En España, el ictus es la segunda causa de muerte, primera entre las mujeres, y afecta cada año a 120.000-130.000 personas. De ellos, unos 80.000 fallecen o padecen una discapacidad.

Según los resultados de dos estudios presentados en la LXV Reunión Anual de la Sociedad Española de Neurología (SEN), aún existe entre la población española mucho desconocimiento sobre el ictus, no sólo a la hora de identificar las señales de aviso, sino también de cómo se debe actuar ante los primeros síntomas, a pesar de que el tiempo juega un papel fundamental en el tratamiento de la enfermedad: si el paciente es atendido en las primeras horas, la probabilidad de fallecer o quedar con una discapacidad grave se reduce a la mitad. “Aunque los estudios presentados se han realizado en dos zonas concretas de la geografía española- Extremadura y Zaragoza-, estimamos que los datos obtenidos pueden ser extrapolables al resto de la geografía española. Por eso, queremos recordar un solo síntoma de ictus es una urgencia, por lo que ante la primera sospecha es necesario llamar inmediatamente al 112 o al 061 y acudir rápidamente al neurólogo, aunque los síntomas -pérdida repentina de visión, alteración del lenguaje, pérdida súbita de fuerza o sensibilidad…- desaparezcan a los pocos minutos”, señala el Dr. Jaime Gállego Culleré, Coordinador del Grupo de Estudio de Enfermedades Cerebrovasculares de la SEN.

De acuerdo a los datos del Estudio sobre el conocimiento de los síntomas de alarma del ictus, elaborado entre la población del Área III de Salud de Zaragoza, un 30% de los entrevistados desconocen el término ictus y un 63,5% no es capaz de nombrar espontáneamente ningún síntoma de la enfermedad. Entre los síntomas más citados destacar que solo un 13% apunta a la pérdida de fuerza o sensibilidad en una parte del cuerpo, únicamente un 9% señala la dificultad para hablar y un escaso 5,4% sufrir alteraciones visuales.

En cuanto a cómo se debe actuar, sólo un 23% llamaría a los servicios de emergencias y, un porcentaje similar, acudiría al hospital, mientras que un 33% avisarían al médico del centro de salud. “Llevamos a cabo este estudio porque a pesar de que el ictus es la primera causa de invalidez y la segunda de demencia, en la práctica clínica, son pocos los pacientes que se benefician de los tratamientos disponibles por no llegar rápido al hospital. Pensábamos que uno de los motivos de esta demora era por la falta de reconocimiento de los síntomas de alarma y de su percepción de gravedad y hemos confirmado nuestras sospechas: el conocimiento de los síntomas de ictus y de la actitud correcta es escaso en nuestra población”, explica la Dra. Cristina Pérez Lázaro, autora principal del Estudio sobre el conocimiento de los síntomas de alarma del ictus en la población del Área III de Salud de Zaragoza.

Por otra parte, el estudio Conocimiento general del ictus en el ámbito universitario, realizado entre estudiantes del primer ciclo de Medicina de la Universidad de Extremadura señala que el 29,9% de los entrevistados no tenía un conocimiento básico de la enfermedad. Un 12,7% no supo nombrar ni un solo síntoma de alarma de ictus y el 30,4% sólo supo uno; siendo los más mencionados la pérdida de fuerza y los trastornos confusionales. Además, menos de un 50% pudo nombrar más de dos factores de riesgo; siendo la hipertensión el más citado. Los estilos de vida nocivos enumerados con más frecuencia fueron el tabaquismo y la vida sedentaria. El 66,8% no supo o desconocía si existen unidades de ictus para el tratamiento de estos pacientes. “El estudio se llevó a cabo con el objetivo de evaluar el conocimiento básico del ictus, sus factores de riesgo, signos de alarma y actitud hacia la enfermedad en una muestra representativa de estudiantes universitarios.

Si estos resultados los hemos obtenido entre estudiantes del primer ciclo de Medicina, todo hace pensar que la población universitaria, en general, tiene un conocimiento deficiente del ictus, de los síntomas de alarma y de sus factores de riesgo”, señala el Dr. José María Ramírez Moreno, autor principal del estudio Conocimiento general del ictus en el ámbito universitario.

En España, el ictus es la segunda causa de muerte, primera entre las mujeres, y afecta cada año a 120.000-130.000 personas. De ellos, unos 80.000 fallecen o padecen una discapacidad. Actualmente, más de 300.000 españoles presentan alguna limitación en su capacidad funcional tras haber sufrido un ictus. Según datos de la Organización Mundial de la Salud, 15 millones de personas sufren un ictus cada año.

“Puesto que estos dos estudios fueron realizados antes de la campaña ‘Para vencer el ictus todos contamos, detectarlo a tiempo es vital’ que pusimos en marcha en octubre de este año, confiamos en que actualmente estas cifras hayan mejorado”, comenta el Dr. Jaime Gállego Culleré. “No obstante, seguir realizando campañas educativas en este ámbito sigue siendo una necesidad”.

Es fundamental aprender a identificar los síntomas de un ictus para poder actuar con rapidez:

• Pérdida de fuerza repentina de la cara, brazo y/o pierna de un lado del cuerpo.
• Trastorno repentino de la sensibilidad, sensación de “acorchamiento u hormigueo” de la cara, brazo y/o pierna de un lado del cuerpo.
• Pérdida súbita de visión parcial o total en uno o ambos ojos.
• Alteración repentina del habla, dificultad para expresarse y ser entendido por quien nos escucha.
• Dolor de cabeza súbito de intensidad inhabitual y sin causa aparente.
• Sensación de vértigo, desequilibrio si se acompaña de cualquier síntoma anterior.
Más información en www.sen-ictus.es

Sobre los estudios:

Estudio sobre el conocimiento de los síntomas de alarma del ictus en la población del Área III de Salud de Zaragoza C. Pérez Lázaro, C. Tejero Juste, C. García Arguedas, A. Velázquez Benito, S. Santos Lasaosa y E. Mostacero Miguel. Servicio de Neurología. Hospital Clínico Universitario Lozano Blesa. Para la elaboración del estudio se realizaron 583 encuestas telefónicas aleatorias dentro del sector III de Salud de Zaragoza, 354 rurales y 229 urbanas. La encuesta incluye datos epidemiológicos, preguntas acerca de la terminología y de los síntomas del ictus, y sobre la actitud ante la enfermedad.

Conocimiento general del ictus en el ámbito universitario. ¿Son necesarias campañas educativas? J.M. Ramírez Moreno(1), M. Martín del Viejo(1), J. Gómez Sánchez (2), J.L. Sanz Cabanillas (2), A. Simón Fuentes (2), A. Vaca Recalde (2), M.G. Vaca Recalde (2), M.V. Millán Núñez (3), M.A. Pons García (1), O. Romaskevych-Krivulya (1), D. Deberino (4) y D. Peral Pacheco (5). (1)Neurología. Unidad de Ictus. Complejo Hospitalario Universitario de Badajoz. (2)Facultad de Medicina. Universidad de Extremadura. (3) Servicio de Cardiología; (4) Servicio de Neurología. Complejo Hospitalario Universitario de Badajoz. (5)Grupo de Investigación en Humanidades Médicas. Universidad de Extremadura. Facultad de Medicina. Estudio realizado en mayo de 2013. Los sujetos fueron seleccionados al azar entre los estudiantes del primer ciclo de Medicina. Cinco estudiantes de 5º curso de Medicina, entrenados previamente, realizaron las entrevistas cara a cara. Se utilizó un cuestionario estructurado con preguntas abiertas y cerradas. Fueron entrevistados 102 sujetos -de los cuales el 62,7% fueron mujeres- con una edad media de 20,2 años.

Share Button

El gen NTRK3, responsable de desencadenar el trastorno de pánico

miércoles, diciembre 4th, 2013

Los ataques de pánico son un sello distintivo en el trastorno de pánico. Durante el ataque de pánico, se establece una fuerte asociación con el contexto circundante lo que sugiere que el hipocampo puede estar involucrado en la fisiopatología del trastorno de pánico, dado su papel en el procesamiento contextual.

Investigadores del Centre de Regulació Genòmica (CRG) de Barcelona han descrito por primera vez el gen NTRK3, como responsable de la codificación de una proteína esencial para la formación del cerebro, la supervivencia de las neuronas y el establecimiento de las conexiones entre ellas, como un «factor de suceptibilidad genética» para desarrollar el trastorno del pánico.

Los científicos han observado que la desregulación de este gen produce «cambios en el desarrollo cerebral que provocan que el sistema de memoria relacionado con el miedo no funcione correctamente», ha explicado la jefa del grupo de Neurobiología Celular y de Sistemas del CRG, Mara Dierssen, en la revista ‘Journal of Neuroscience’.

Los afectados sufren una «sobreactivación del hipocampo y una activación alterada del circuito de la amígdala», lo que comporta una formación exagerada de las memorias del miedo.

Para acceder al texto completo consulte las características de suscripción de la fuente original: www.jneurosci.org

Share Button