Archive for the ‘Salud’ Category

Riesgo de suicidio, autolesión deliberada y enfermedad psiquiátrica después de la pérdida de un familiar cercano: un estudio de cohortes a nivel nacional

Lunes, junio 19th, 2017

Autores: Mai-Britt Guldin; Maiken Ina Siegismund Kjaersgaard; Morten Fenger-Grøn…(et.al) Fuente: World Psychiatry (Ed Esp) Referencia: volumen15, número 2, página(s) 193-199

 

Resumen

La pérdida de un familiar cercano es un suceso común y sin embargo conlleva más riesgo de trastornos graves de la salud mental. En ningún estudio a gran escala se ha explorado hasta ahora la importancia de la relación de la persona doliente en relación con el finado tomando en cuenta a la vez género sexual y edad. Llevamos a cabo un estudio de cohortes danesas a nivel nacional utilizando información de registros desde 1995 hasta 2013 en cuatro subcohortes que incluyeron a todas las personas de 18 o más años de edad que sufrieron la muerte de un hijo, cónyuge, hermano o progenitor. Identificamos a 1.445.378 personas con duelo, y cada una fue equiparada con respecto a género sexual, edad y composición familiar con cinco personas sin duelo. Se calcularon las proporciones de incidencia acumulada para estimar diferencias absolutas en suicidio, autolesión deliberada y enfermedad psiquiátrica. Se utilizó la regresión de riesgos proporcionales de Cox para calcular los cocientes de riesgos instantáneos haciendo el ajuste con respecto a posibles factores de confusión. Los resultados revelaron que el riesgo de suicidio, autolesión deliberada y enfermedad psiquiátrica aumentó en las cohortes con duelo durante al menos 10 años después de la pérdida, sobre todo durante el primer año. Durante ese año, la diferencia del riesgo fue 18,9 sucesos en 1000 personas después de la muerte de un hijo (IC del 95%: 17,6-20,1) y 16,0 eventos en 1000 personas después de la muerte de un cónyuge (IC del 95%: 15,4-16,6). Los cocientes de riesgos instantáneos en general fueron máximos tras la muerte de un hijo, en personas más jóvenes y tras la pérdida súbita por suicidio, homicidio o accidente. Una de cada tres personas con un diagnóstico psiquiátrico previo cometió suicidio, autolesión deliberada o presentó una enfermedad psiquiátrica en el primer año después del duelo.

En conclusión, este estudio demuestra que el riesgo de suicidio, autolesión deliberada y enfermedad psiquiátrica es considerable después de la pérdida de un familiar cercano, sobre todo en subgrupos susceptibles. Esto parece indicar la necesidad de la identificación temprana de personas con alto riesgo que muestran problemas de ajuste tras la pérdida de un familiar cercano, a fin de reducir el riesgo de desenlaces psiquiátricos graves.

Acceso al texto completo.

Para poder visualizar el texto completo, necesita tener instalado el Adobe Reader, si usted no lo tiene puede bajárselo gratuitamente desde la dirección: http://get.adobe.com/es/reader/

FUENTE: PSIQUIATRÍA.COM

Share Button

El ‘cóctel’ que activa nuestras defensas

Viernes, mayo 26th, 2017

La eficacia del sistema inmunitario depende de una combinación de genética, ambiente y una parte de azar. Estudios recientes han demostrado también cómo la evolución –incluidos nuestros encuentros con neandertales– ha perfilado las diferencias entre las defensas de europeos y africanos. Ahora la ciencia se centra en mejorar su funcionamiento y en dilucidar por qué aumentan las alergias.

<p>Nuestro sistema inmunitario se parece a un ejército con células y señales en permanente lucha contra lo invisible. / Fotolia</p>

Nuestro sistema inmunitario se parece a un ejército con células y señales en permanente lucha contra lo invisible. / Fotolia

La imagen inmediata que ofrecen nuestras defensas es la de un ejército: unas tropas sin claros capitanes ni generales, pero sí con células y señales en permanente lucha contra lo invisible. Y en medio de esa disputa surgen varias cuestiones sobre lo que le da la fuerza a esta milicia. Si la genética no lo es todo, ¿qué podemos hacer?

Es mucho más complicado y difuso definir un buen o mal sistema inmunitario que la presencia o ausencia de un tumor

No es extraño hablar de la heredabilidad del cáncer, o de la predisposición genética y familiar a sufrir un infarto. Sin embargo, rara es la vez en que maldecimos o damos las gracias a los genes de nuestras defensas.

“Quizás porque es más difícil estudiarlos”, afirma a Sinc Moisés Labrador, especialista en inmunología y alergología en el Hospital Vall d´Hebron de Barcelona. Salvo en casos graves de inmunodeficiencias, es mucho más complicado y difuso definir un buen o mal sistema inmunitario que la presencia o ausencia de un tumor.

Pero los genes importan. Dos artículos muy similares y publicados simultáneamente en la revista Cell permitieron comparar la fuerza de las defensas y su genética entre dos grupos de poblaciones: una de descendencia europea y otra africana. Las conclusiones oscilan entre la lógica evolutiva y la sorpresa un tanto inesperada.

La influencia del ADN neandertal 

En uno de ellos, el equipo de Luis Barreiro, investigador en la Universidad de Montreal (Canadá), aisló macrófagos de la sangre de 95 europeos y 80 afroamericanos y los expuso a dos tipos de bacterias. Los macrófagos son una primera línea de defensa, es decir los encargados de captar y “comerse” a las bacterias. Su funcionamiento es una prueba de cómo funciona la llamada inmunidad innata.

La evolución reciente ha modelado de forma paciente y sustancial la manera en que nuestro cuerpo se defiende

Cuando analizaron su actividad se llevaron una primera sorpresa: pasadas 24 horas, los macrófagos de los africanos habían acabado con tres veces más bacterias de lo que habían conseguido los de los europeos.

Para explicar esta diferencia, los científicos analizaron la secuencia del ADN y la expresión de los genes de las dos poblaciones, antes y después de la infección, y revelaron que la genética parecía explicar al menos el 30% de las diferencias en su actividad. Esto significa que la evolución reciente, la que tuvo lugar desde que los primeros africanos llegaron a Europa, ha modelado de forma paciente y sustancial la manera en que nuestro cuerpo se defiende.

Pero a los investigadores les asombró un dato más. Algunas de las variantes parecen no ser consecuencia directa del azar de las mutaciones y su selección, sino que provienen directamente de ADN neandertal, del cruzamiento sexual y genético que los europeos (y no los africanos) tuvimos con ellos hace entre 50.000 y 100.000 años. Es el mismo encuentro que nos legó un virus y un cáncer. Las variantes candidatas más potentes afectan a unos 16 genes, algunos de ellos de importancia conocida y fundamental.

Así se adaptan las defensas

“El sistema inmunitario de los afroamericanos responde de forma diferente, pero no podemos concluir que sea mejor”, sostiene a Sinc Barreiro. “Una respuesta inmunitaria potente también tiene efectos negativos, como una mayor susceptibilidad a enfermedades autoinmunes”, añade. De hecho, esa podría ser una explicación de por qué algunas de estas, como el lupus, son más frecuentes en los afroamericanos.

“Una respuesta inmunitaria potente también tiene efectos negativos, como una mayor susceptibilidad a enfermedades autoinmunes”, dice Luis Barreiro

Aunque aún no puede ser demostrada, la hipótesis de Barreiro sobre la razón de los cambios es que cuando los primeros humanos modernos salieron de África se encontraron expuestos a menos microorganismos. Como las defensas no necesitaban ser tan potentes se adaptaron para suavizarse, y así disminuyeron los problemas derivados de una respuesta potente, como los de las enfermedades autoinmunes.

Para Lluis Quintana-Murci, director del Instituto Pasteur en París y jefe del grupo que ha publicado otro artículo similar en la revista Cell, “atenuar la respuesta immunitaria ha sido algo muy importante durante la evolución”. Se trata de buscar “el compromiso entre responder bien, pero sin exagerar”, recalca.

En vez de macrófagos, para el otro estudio se usaron monocitos, un tipo de célula similar de la que aquellos se derivan, que se expusieron a virus como los de la gripe, además de a componentes bacterianos. Los resultados, en esencia, fueron similares. Cientos de genes se expresaban de forma diferente entre europeos y africanos, y los cambios en la secuencia genética explicaban buena parte de esas diferencias.

Además, volvieron a encontrarse con que algunos de ellos provenían de los neandertales. “Es difícil saber si están en nosotros por selección natural o por deriva genética (y se mantienen sin ninguna función especial)”, asegura Quintana-Murci. Pero, por los números, algunos tienen muchos visos de haber sido seleccionados. “Nosotros nos fijamos especialmente en uno de ellos, el más evidente, que regula la respuesta a virus como los de la gripe”, completa el genetista.

Así, si nos centramos en diferentes poblaciones, nuestros sistemas inmunitarios parecen claramente diferentes. Dentro de una misma población, “hay estudios que indican la importancia de ciertas variantes”, –indica Moisés Labrador–, pero aún no se dispone de una huella genética, una firma que permita discernir la mayor o menor eficacia o precisión de nuestras defensas. Lo que sí se sabe es que eso también depende en parte del ambiente y un poco del azar.

La “lotería” de los anticuerpos

Los macrófagos y monocitos participan en la inmunidad innata, esa con la que ya nacemos y que, de una manera un poco imprecisa, se dirige a dianas más o menos comunes en los microorganismos. Los anticuerpos son, sin embargo, uno de los distintivos de la inmunidad adquirida, que debe ser desarrollada y entrenada, y se dirige con mucha más precisión y eficacia a las características de cada patógeno particular.

“Todos disponemos de anticuerpos contra las enfermedades más frecuentes, pero hay diferencias individuales”, señala Moisés Labrador

Para ello, se dispone de un arsenal de más de cien millones de anticuerpos diferentes, cada uno específico para una molécula que encuentre en el exterior. Si van contra algo interior se destruyen en su mayoría en los primeros meses de vida. Son como una llave buscando su única cerradura. Pero los anticuerpos se fabrican a partir de los genes, y no tenemos tantos como para generar toda esa diversidad. Este descubrimiento le valió el Premio Nobel al japonés Susumu Tonegawa en 1987.

Básicamente es una mezcla de cortar, pegar, entrelazar y mutar fragmentos de ADN. Cada uno de los genes que componen los anticuerpos tiene diversas variantes, una a continuación de otra. Cuando se forma un anticuerpo se “escoge” una variante de cada gen, lo que multiplica las posibilidades. Además, una maquinaria se encarga de introducir mutaciones al azar, para así aumentar el abanico. La consecuencia es que cada uno de nosotros dispone de un amplio repertorio, con muchas combinaciones comunes, pero también con particularidades.

“Es indudable que hay una parte de azar”, asegura Labrador. “Esa es la manera en que la especie se protege. En general, todos disponemos de anticuerpos contra las enfermedades más frecuentes, pero hay diferencias individuales que permitirían a algunos sobrevivir si se produjera una epidemia nueva”, señala el especialista del Hospital Vall d´Hebron de Barcelona.

13397331035_dd80d2f94d_z

Las reacciones alérgicas buscan la expulsión de tóxicos o parásitos mediante secreciones, estornudos, tos, y lagrimeo. / Tina Franklin

Del zumo de naranja a la higiene

Además de la genética y el azar, el entorno también cuenta. “Nosotros investigamos la importancia de la genética en la immunidad, pero estamos ahora estudiando la de otros factores en nuestras respuestas immunitarias como la edad, el tipo de vida, la nutrición, etc.”, afirma Quintana-Murci.

Como ocurre con otras cosas, “la inmunidad funciona en una interacción de la genética con el entorno”, asegura Labrador. Existen algunas formas, aunque modestas, de mejorarla recurriendo a la nutrición, a los probióticos y a otros hábitos diarios.

“La vitamina C parece mejorar muy ligeramente el estado del sistema inmunitario, aunque no está completamente demostrado. Lo haría por ser antioxidante y porque ayuda a absorber nutrientes esenciales como el hierro”, subraya Moisés Labrador.

“Lo que sí se ha demostrado más eficaz es seguir una dieta completa, como la mediterránea”, añade Labrador

En realidad, “prácticamente ningún alimento aislado ha demostrado ser eficaz y debería recomendarse de forma general”, continúa Labrador. De hecho, una revisión de estudios encontró que la toma continuada no prevenía los resfriados, pero sí aliviaba ligeramente los síntomas y su duración.

“Lo que sí se ha demostrado más eficaz es seguir una dieta completa, como la mediterránea, con cantidades adecuadas de vitaminas, minerales, grasas adecuadas y proteínas de alto valor biológico”, asegura el inmunólogo.

En cuanto al uso de probióticos (bacterias teóricamente beneficiosas) para mejorar el sistema inmunitario, hay muchos estudios preliminares, aunque todavía ninguno en concreto ha sido aprobado oficialmente como medicamento. Hasta ahora, se venden como suplementos o complementos alimenticios, con algunas indicaciones más sólidas que otras.

Entre ellas, “la más clara para determinados probióticos es el tratamiento de la diarrea aguda, sobre todo la de origen vírico”, afirma a Sinc Francisco Guarner, jefe de sección de Aparato Digestivo en el Hospital Vall d’Hebron y presidente de la Sociedad Española de Probióticos y Prebióticos. “Lo que se ha visto sobre nuestras bacterias es que lo más beneficioso es tener diversidad”, sostiene Labrador, para quien, una vez más, esto se consigue en gran parte con una dieta sana, como la mediterránea.

Otros factores, como el sueño y el deporte, también parecen beneficiosos. “Nada es blanco o negro, estamos hablando de pequeños ajustes, pero tanto el ejercicio como el sueño profundo contribuyen a reducir el estrés y actúan como mecanismos antioxidantes, mejorando el estado general de la respuesta”, afirma Labrador.

A esto se añade la hipótesis de la higiene, una teoría cada vez más probada de que ambientes demasiado asépticos entorpecen la educación de nuestras defensas. “Uno de los mejores consejos que creo que se puede dar para tener un buen sistema inmunitario es dejar que los niños sean niños”, dice Labrador.

Al permitir que jueguen y se ensucien en un entorno lo más natural posible consiguen ponerse en contacto con microorganismos con los que tradicionalmente los humanos nos hemos relacionado. “Básicamente, nuestro sistema inmunitario tiene tres tipos de respuestas. Cuando nacemos predomina la de tipo 2, pero necesitamos el contacto con el exterior para mitigarla y a la vez ampliar el abanico”. La de tipo 2 es precisamente la relacionada con las alergias, cada vez más frecuentes.

¿Por qué aumentan las alergias?

“Las respuestas en las que se basan las alergias son las que nos permitieron explorar y colonizar el mundo”, afirma Labrador, ya que se dirigen especialmente contra “picaduras de insectos, mordeduras de serpientes, tóxicos o parásitos”. De hecho, las reacciones alérgicas buscan la expulsión de todos ellos, ya sea mediante secreciones, estornudos, tos, y lagrimeo, entre otros. El problema viene cuando ya no son tan necesarias, y sobre todo se producen en respuesta a causas “equivocadas”.

Sobre las alergias no se dispone de un retrato genético preciso. Lo que sí parece claro es que su frecuencia ha ido aumentando en las últimas décadas

“En el caso de las alergias conocemos variantes genéticas que predisponen”, afirma el especialista del Vall d’Hebron. Sin embargo, tampoco se dispone de un retrato genético preciso. Lo que sí parece claro es que su frecuencia ha ido aumentando en las últimas décadas, al menos en los países enriquecidos.

La causa parece estar de nuevo en la hipótesis de la higiene. La falta de contacto con los microorganismos que nos solían rodear deja a las defensas en “modo 2”, en un tipo de alerta particular y excesiva. ‘Educar’ a las defensas dejando que desde la infancia nos pongamos en contacto con microorganismos sigue siendo la mejor opción.

“Pero también pueden hacerse políticas de salud pública”, añade Labrador. La alergia a ciertos tipos de polen es una de las más extendidas, y la causa no es solo individual. “Los humos de los motores diésel están multiplicando la capacidad alergénica de los pólenes”, recalca el investigador. Según los expertos, aunque existen diversos factores, uno de ellos se explica porque en las plantas aumentan las proteínas de estrés, lo que los hace más agresivos.

En definitiva, genética, azar y entorno forman un ‘cóctel’ único en cada persona donde todo es nuevo y viejo bajo el sol.

Zona geográfica: España
Fuente: SINC

Jesús Méndez

Escritor, periodista científico, exinvestigador de la epigenética del cáncer y médico de formación. Colabora con Sinc escribiendo sobre lo que sabe (más o menos).

Share Button

El poder está en ti (Rossana Lara)

Viernes, marzo 3rd, 2017

 

 

El poder está en ti (Rossana Lara)

Descubre quién eres, qué haces aquí, adónde te diriges en esta vida y para qué.

Sinopsis de El poder está en ti:

Este libro pretende despertar tus sentidos al mundo de la Magia y sentir el Poder, te proporcionará las claves para que despiertes tu naturaleza mágica y aprendas a confiar en ti y en esos sentimientos internos que te dicen que eres «algo más». Un tratado de trabajo personal, espiritual y práctico para que aprendas a manejar los elementos de poder y fuerza mental, de sugestión y movimiento energético real. Una llave que te permitirá abrir la puerta del maravilloso mundo de la verdadera Magia ritual.

LEER EL PRIMER CAPÍTULO

COMPRAR

LA AUTORA.

Rossana Lara

La profesora Rossana, maestra de crecimiento personal y espiritual, es una incansable investigadora y estudiosa de los misterios de la existencia.

Es vidente y primera mujer reconocida como cabalista de España. También es autora de diversos libros y creadora del tarot evolutivo de los 72 genios de la kabalah. Además, es fundadora y «gran maestra» de la Orden de Cábala del Sendero Interior y presidenta del Gremio Nacional de Parapsicología, Esoterismo y Ciencias Afines.

LIBROS DE ROSSANA LARA

Bibliografía de Rossana Lara

FUENTE: PLANETA DE LIBROS – Ediciones Luciérnaga

Share Button

Investigadores de la Universitat de València participan en un ensayo clínico para reducir el estrés crónico mediante la práctica de ‘mindfulness’

Lunes, febrero 27th, 2017
Investigadores de la Universitat de València participan en un ensayo clínico para reducir el estrés crónico mediante la práctica de ‘mindfulness’
Investigadores de la la Universitat de València, la Universidad CEU Cardenal Herrera y el Hospital de Sagunto iniciarán este mes de marzo en la Unidad de Enfermedad Inflamatoria Intestinal (EII) del Servicio de Medicina Interna de este Hospital valenciano un ensayo clínico con pacientes de Crohn y colitis ulcerosa.

Se trata de testar la eficacia de una intervención novedosa y no invasiva basada en ‘Mindfulness’ para disminuir el nivel de estrés crónico entre los pacientes que integran la Unidad. El estrés es una variable que posiblemente influye en este tipo de enfermedades crónicas-inflamatorias y su control puede mejorar la calidad de vida y evitar brotes de actividad de la enfermedad.

Para el desarrollo de este ensayo clínico, la Unidad de EII del Hospital de Sagunto ha alcanzado un acuerdo de colaboración con el grupo de investigación Labpsitec-Valencia de la Universitat de València, referente internacional en Mindfulness, y con el Departamento de Ciencias de la Salud de la Universidad CEU Cardenal Herrera de Valencia, referentes internacionales en neuroprotección y neuroinflamación

Síntomas y estrés

La enfermedad inflamatoria intestinal (EII) es un grupo de enfermedades autoinmunes que se caracterizan por ser procesos inflamatorios crónicos, con una afectación primordialmente, aunque no exclusiva, del intestino. La EII está emergiendo como una epidemia mundial y existe una asociación clara entre el aumento de la incidencia de la EII y los factores ambientales relacionados con el desarrollo socioeconómico.

Tanto la colitis ulcerosa como la enfermedad de Crohn se suelen diagnosticar a edades tempranas y genera un gran impacto en la calidad de vida de la persona que la padece, dado que suelen cursar con síntomas como diarrea, incontinencia fecal, dolor abdominal, e implican ingresos hospitalarios, intervenciones quirúrgicas y tratamientos crónicos, en ocasiones hospitalarios por vía intravenosa. Además estas enfermedades inflamatorias suelen cursar con “brotes” o periodos con actividad inflamatoria que agudizan estos síntomas tan invalidantes, intercalados con otros periodos asintomáticos. Entre los pacientes jóvenes que las padecen, estos brotes pueden provocar una reacción emocional ansioso-depresiva.

Según Rosa Baños, profesora de la Universitat de València,  y Juan Fco. Lisón, este proyecto es un claro ejemplo de cómo “la unión y las sinergias conjuntas pueden llegar a generar investigaciones relevantes, y con impacto en la sociedad, y cómo tres instituciones de referencia en diferentes materias en la Comunidad Valenciana, se unen para el desarrollo de nuevas herramientas terapéuticas que pueden ser de gran utilidad para mejorar la salud y la calidad de vida de los pacientes.

Control del estrés, control de la enfermedad

Según Xavier Cortés, médico adjunto del Hospital de Sagunto y profesor del Departamento de Medicina de la Universidad CEU Cardenal Herrera, existe una relación clara entre el estrés y la existencia de brotes de la EII o un mal control de la misma, de tal forma que el propio paciente percibe las situaciones de estrés como “activadores” de su enfermedad. Por tanto, en el tratamiento de personas con EII es muy importante atender al factor del estrés, con el doble objetivo de mejorar la calidad de vida de los pacientes así como un mejor control de su enfermedad.

Dado que el entrenamiento basado en mindfulness ha demostrado ser un tratamiento psicológico efectivo para la reducción del estrés en pacientes con enfermedades crónicas limitantes, el equipo investigador ha decidido emprender este ensayo clínico para la enfermedad inflamatoria intestinal. “Pensamos que el entrenamiento basado en mindfulness puede reducir el grado de estrés crónico y con ello no sólo mejorar las puntuaciones de ansiedad y depresión, sino también contribuir a disminuir la síntesis de citoquinas pro-inflamatorias y con ello, la reducción de brotes de actividad de la enfermedad, promoviendo una remisión clínica sostenida”, señala José Miguel Soria, profesor del Departamento de Ciencias Biomédicas del CEU y experto en neuroprotección y neuroinflamación

Una aplicación on-line para la terapia

Los pacientes del Hospital de Sagunto participantes en este ensayo clínico recibirán cuatro sesiones presenciales, grupales en el mismo hospital, por un terapeuta especializado y sesiones on-line de apoyo de forma continua y cómoda desde sus hogares durante el próximo mes de marzo, apunta Ausiàs Cebolla, profesor de la Universitat de València  e investigador en mindfulness y miembro del equipo Labpsitec. Además de estas sesiones, el estudio esta apoyado por una aplicación desarrollada específicamente por el equipo Labpsitec (en colaboración con la Universitat Jaume I de Castelló), para facilitar a los pacientes un acceso fácil a la terapia en cualquier momento y desde donde desee.

FUENTE: PSIQUIATRIA.COM

Share Button

Obtienen zumos y yogures enriquecidos con ácido fólico más estable y eficaz

Lunes, febrero 27th, 2017

Los investigadores María Ruiz-Rico y Édgar Pérez han desarrollado unos nuevos zumos y yougures enriquecidos con ácido fólico estable y resistente a los cambios de temperatura, luz y pH, que permitirán mejorar la eficacia de esta vitamina. EFE/Universidad Politécnica Valencia. 3.Los investigadores María Ruiz-Rico y Édgar Pérez han desarrollado unos nuevos zumos y yougures enriquecidos con ácido fólico estable y resistente a los cambios de temperatura, luz y pH, que permitirán mejorar la eficacia de esta vitamina. EFE/Universidad Politécnica Valencia. 3.

Investigadores de la Universidad Politécnica de Valencia han obtenido nuevos zumos y yogures enriquecidos con ácido fólico estable y resistente a los cambios de temperatura, luz y pH, lo que permitiría mejorar la bioaccesibilidad y eficacia de esta vitamina, clave en la dieta diaria y en especial para las mujeres en el embarazo.

La clave de este trabajo, a escala de laboratorio, reside en la encapsulación del ácido fólico en micropartículas de óxido de silicio, cuya carga se libera de forma controlada y sostenida al llegar al intestino gracias a la acción de puertas moleculares inteligentes.

El trabajo, cuyas conclusiones han sido publicadas en la revista Food Chemistry, ha sido desarrollado por investigadores pertenecientes al Departamento de Tecnología de Alimentos y al Instituto de Reconocimiento Molecular y Desarrollo Tecnológico de la UPV, según han informado a EFE fuentes de la institución académica.

Esta vitamina es fundamental para las mujeres durante el embarazo y las partículas podrían servir para evitar la espina bífida en fetos en desarrollo, “sin provocar los posibles efectos secundarios inherentes a la suplementación excesiva con ácido fólico”.

Según explica el investigador del Departamento de Tecnología de Alimentos, Edgar Pérez, el ácido fólico es una vitamina “deficiente frecuentemente en nuestra dieta por ser muy vulnerable a tratamientos térmicos y al almacenamiento”.

“Para evitar los problemas asociados al déficit de folatos en la dieta existe una tendencia global de suplementar alimentos y/o consumir suplementos vitamínicos ricos en ácido fólico sintético”, añade.

Según Pérez, “estudios actuales apuntan que la sobredosis de ácido fólico sintético también puede ser un hándicap para la salud. Cuando la cantidad de ácido fólico satura las rutas metabólicas de transformación, se activan rutas secundarias que dan como resultado metabolitos que pueden activar el desarrollo de ciertas enfermedades, como, por ejemplo, cáncer”.

Por ello, asegura el investigador de la Universidad Politécnica de València, la suplementación de ácido fólico “es un arma de doble filo”.

El objetivo de los investigadores era obtener una solución que aislara al ácido fólico del medio y que lo liberara de forma controlada y sostenida, evitando así tanto picos de absorción -sobredosis- como la degradación de la vitamina. Las partículas de sílice mesoporosa han resultado, así, idóneas.

Según destacan los investigadores, controlar la liberación es importante por dos aspectos: dentro del soporte el ácido fólico no es atacado por agentes externos (pH, temperatura o luz), y tampoco puede ser absorbido en intestino delgado.

“Si conseguimos que la partícula llegue encapsulada al intestino logramos, por una parte, que llegue sin haber perdido su actividad vitamínica y, por otra, que al ser liberada sostenidamente a lo largo del tiempo, la absorción sea lenta y continuada”, explica.

En estas condiciones, las rutas metabólicas son capaces de absorber toda la cantidad de ácido fólico, y por tanto no se producen metabolitos secundarios que conducen a la formación de tumores”, añade el investigador principal, José Manuel Barat.

Para la liberación del ácido fólico, la puerta molecular responde a los cambios de pH de las diferentes regiones de tracto gastrointestinal, de manera que está cerrada en estómago (o en alimentos ácidos) y se abre cuando llega al intestino.

En su estudio, además de optimizar la carga y digerir las partículas para ver su perfil de liberación, los investigadores estudiaron cómo protegen a la vitamina frente a agentes externos.

También analizaron la toxicidad de las partículas y cómo la introducción de las mismas a un alimento modifican o no sus propiedades, demostrando que las partículas ni poseen toxicidad inespecífica ni modifican las propiedades sensoriales del alimento.

“Los resultados que hemos obtenido son realmente positivos. Por el momento hemos trabajado con zumos y yogures, alimentos comunes en la dieta diaria de las personas y que podrían ser una fuente de ácido fólico con bioaccesibilidad controlada”, afirma María Ruiz-Rico, del Departamento de Tecnología de Alimentos, que añade que podría aplicarse a otros alimentos.

Según Ruiz-Rico, “utilizando otras puertas moleculares que respondan a otros estímulos (por ejemplo, presencia de amilasas) podría introducirse en alimentos con independencia de su valor de pH”.

FUENTE: EFE

Share Button

El efecto del escitalopram sobre el estado de ánimo y la cognición en sujetos con enfermedad de Alzheimer depresivos

Miércoles, noviembre 9th, 2016

El efecto del escitalopram sobre el estado de ánimo y la cognición en sujetos con enfermedad de Alzheimer depresivos

Los tratamientos eficaces para aliviar la depresión en la enfermedad de Alzheimer (EA) han sido escasos. El objetivo de este estudio es investigar la eficacia y la tolerabilidad del escitalopram en el tratamiento de la depresión en la EA.

En este ensayo de 12 semanas, aleatorio, doble ciego, controlado con placebo, abierto de 12 semanas, los sujetos con EA de más de 50 años, con depresión definida por los criterios diagnósticos provisionales de Olin, se inscribieron. La Escala de Cornell para la Depresión en la Demencia (CSDD), y otras medidas para la depresión y la cognición se repitieron.

91 sujetos fueron seleccionados, y 84 se asignaron al azar al grupo de estudio o placebo (n = 42 para ambos grupos). Veinte y cuatro sujetos (29%) no fueron capaces de terminar el estudio, produciendo una población por protocolo de 60 sujetos (grupo de estudio: n = 27; grupo placebo: n = 33). En la semana 12, las diferencias en las medidas de depresión y cognición entre los dos grupos no fueron estadísticamente significativas. Sin embargo, el análisis exploratorio sugirió que se necesita más investigación en un subgrupo de sujetos con “depresión mayor definida’ (puntuación ECDD en línea base ≥18). Se observó que el número de eventos-adversos relacionados con el tratamiento (AE) no difirió entre los grupos (p = 0,83) y no hay AE serios relacionados con el tratamiento.

El uso de escitalopram fue bien tolerado en pacientes con demencia depresivos. Serán necesarios futuros estudios que se centren en los sujetos con niveles más severos de depresión, y con mayor poder estadístico.

Para acceder al texto completo consulte las características de suscripción de la fuente original: http://www.j-alz.com/

Abstract

BACKGROUND: Effective treatments to alleviate depression in Alzheimer’s disease (AD) have been scarce.

OBJECTIVE: To investigate the efficacy and tolerability of escitalopram in the treatment of depression in AD.

METHODS: In this 12-week randomized, double-blind, placebo-controlled trial with open-label, 12-week extension, AD subjects over 50 years of age, with depression defined by Olin’s provisional diagnostic criteria, were enrolled. The Cornell Scale for Depression in Dementia (CSDD), and other measures of depression and cognition were repeated.

RESULTS: 91 subjects were screened, and 84 were randomized into either the study group or placebo group (n = 42 for both groups). Twenty-four subjects (29%) were unable to finish the study, yielding a per protocol population of 60 subjects (study group: n = 27; placebo group: n = 33). At week 12, differences in measures of depression and cognition between the two groups were not statistically significant. However, exploratory analysis suggested that further research on a subset of subjects with ‘definite major depression’ (baseline CSDD score ≥18) is needed. The number of treatment-related adverse-events (AE) did not differ between groups (p = 0.83) and no serious treatment-related AE were observed.

CONCLUSION: The use of escitalopram was well tolerated in depressive dementia patients. Future studies focusing on subjects with more severe levels of depression, and with more statistical power, will be needed.

  • Autores:

    An, Hoyounga; Choi, Booyeolc; Park, Kun-woo…(et.al)

  • Título original:

    The Effect of Escitalopram on Mood and Cognition in Depressive Alzheimer’s Disease Subjects

  • Fuente:

    Journal of Alzheimer’s Disease

  • Fecha:

    Octubre 2016

FUENTE: PSIQUIATRÍA.COM

Share Button

Corea del Sur – La música puede potenciar los beneficios del tratamiento analgésico contra el dolor

Miércoles, noviembre 9th, 2016

La música puede potenciar los beneficios del tratamiento analgésico contra el dolor

Investigadores de la Ewha Womans University de Seúl (Corea del Sur) han visto que añadir música al tratamiento del dolor puede tener un cierto efecto beneficioso ya que contribuye a reducir las molestias causadas por el dolor agudo o crónico relacionado con el cáncer u otras patologías graves.

Así se desprende de los resultados de una revisión de estudios que publica la revista ‘Journal of Music Therapy’, en el que se analizaron “múltiples contextos clínicos, desde hospitales a centros de cuidados paliativos”, ha explicado Jin , uno de los autores.

En su trabajo revisaron 97 ensayos controlados aleatorios realizados entre 1995 y 2014, y que incluyeron un total de 9.147 participantes. La mayoría analizaban los beneficios de la musicoterapia, que conlleva la interacción con un músicoterapeuta, mientras que también había estudios que analizaban la medicina musical, basada en la exposición a experiencias musicales grabadas.

El objetivo era ver si tenía algún efecto sobre la intensidad del dolor de los participantes, su angustia emocional, algunos signos vitales y la cantidad de medicamentos utilizadas para aliviarlos.

En muchos trabajos los participantes pudieron escoger la música a escuchar, entre la que predominaba la música clásica, el jazz o el rock suave. De hecho, sólo una cuarta parte de los estudios utilizó piezas seleccionadas por los investigadores. Además, escuchaban la música 38 minutos de media.

De este modo, las personas que se sometieron a una intervención musical valoraron la intensidad de su dolor aproximadamente con un punto menos en una escala del 1 al 10, en comparación con los pacientes que no recibieron música. Sin embargo, admite Lee, los resultados no fueron consistentes en todos los estudios.

Asimismo, siete estudios encontraron una disminución significativa en el uso de analgésicos en los pacientes ‘tratados’ con música, con diferencias pequeñas pero significativas en los estudios que distinguieron entre analgésicos opiáceos o no opiáceos.

La frecuencia cardiaca, la presión arterial y la tasa de respiración fueron más bajas entre los participantes de grupos musicales en algunos estudios. De igual modo, la música estimuló otros sentidos además de los receptores del dolor, ya que alivió el estrés y la ansiedad.

“Además, los musicoterapeutas proporcionan diversas experiencias musicales con una intención clínica específica para promover un sentido de esperanza y control, redirigir activamente la atención de los pacientes y apoyar a los pacientes a lidiar activamente con su enfermedad”, dijo el autor del estudio, que no obstante aclara que debe tenerse en cuenta como tratamiento complementario y no alternativo.

Para acceder al texto completo consulte las características de suscripción de la fuente original: https://jmt.oxfordjournals.org/

FUENTE: PSIQUIATRÍA.COM

Share Button

Así ataca el tabaco a nuestro ADN para provocar 17 tipos de cáncer

Viernes, noviembre 4th, 2016
  • La ciencia demostró hace décadas que el tabaquismo aumenta el riesgo de cáncer. Ahora, un nuevo estudio relaciona por primera vez varias clases de tumores con el daño genético que sufren los órganos y tejidos de los fumadores. Y aporta datos contundentes: consumir un paquete al día durante un año causa 150 mutaciones en las células de los pulmones.

Fumar es un factor de riesgo para al menos 17 tipos de cáncer y está detrás de más de seis millones de muertes cada año. / Ana Penagos

Hallan las huellas de las mutaciones en los órganos expuestos al humo.

La ciencia demostró hace décadas que el tabaquismo aumenta el riesgo de cáncer. Ahora, un nuevo estudio relaciona por primera vez varias clases de tumores con el daño genético que sufren los órganos y tejidos de los fumadores. Y aporta datos contundentes: consumir un paquete al día durante un año causa 150 mutaciones en las células de los pulmones.

Fumar es un factor de riesgo para al menos 17 tipos de cáncer y está detrás de más de seis millones de muertes cada año. / Ana Penagos

El humo del tabaco contiene más de 7.000 productos químicos, entre ellos, más de 70 conocidos por ser potenciales carcinógenos. La literatura científica insiste desde hace años en que fumar es un factor de riesgo para al menos 17 tipos de cáncer y está detrás de más de seis millones de muertes cada año. Sin embargo, los mecanismos por los cuales se daña el genoma y se producen las mutaciones que desencadenan la enfermedad aún no se entendían completamente.

Ahora, un equipo internacional de investigadores ha demostrado por primera vez que el hábito de fumar aumenta el riesgo de cáncer al causar mutaciones en los tejidos directa e indirectamente expuestos al humo. Los resultados se publican esta semana en la revista Science.

El estudio, liderado por científicos del Laboratorio Nacional de Los Alamos (Nuevo Mexico, EE UU) y del Instituto Wellcome Trust Sanger de Gran Bretaña, identifica los signos de mutación asociados al tabaco tras el análisis del genoma de más de 5.000 tumores humanos de fumadores y no fumadores.

“La secuenciación de los genomas del cáncer y el examen de las firmas mutacionales nos proporciona nuevas pistas sobre los procesos que causan los tumores. Este estudio puede preparar el camino para nuevas estrategias de prevención”, explica a Sinc Ludmil B. Alexandrov, investigador del laboratorio estadounidense y uno de los autores del trabajo.

Los expertos han medido el daño genético causado en diferentes órganos del cuerpo y han descrito los mecanismos que originan las mutaciones en el ADN.

En su estudio encontraron que los fumadores acumulaban un promedio de 150 mutaciones adicionales en cada célula pulmonar –97 en las células de laringe, 39 en las de faringe, 23 en las de boca, 18 en las de vejiga y 6 en las de hígado– por cada año fumando un paquete de cigarrillos al día.

“Las mutaciones asociadas con el humo del tabaco son más complejas de lo que se pensaba anteriormente”, añade Alexandrov. “El tabaco daña el ADN en los órganos directamente expuestos al humo y acelera un reloj celular mutacional en los órganos que están directa e indirectamente expuestos”.

Humo del tabaco y cáncer

El estudio ha identificado las ‘firmas’ de mutación y los mecanismos epigenéticos en las miles de secuencias del genoma analizadas. “El genoma de cada tumor proporciona una especie de registro arqueológico de las exposiciones causantes de las mutaciones que conducen al cáncer”, apunta Mike Stratton, del Instituto Wellcome Trust Sanger.

alexandrov1HR

Mutaciones producidas anualmente en cada célula (de pulmón, laringe, faringe, boca, vejiga e hígado) al fumar un paquete al día. / Broad Institute

Todos los cambios en el ADN –inofensivos o cancerosos– se deben a procesos de mutación endógena o exógena. Cada proceso deja una firma en el código de ADN que queda impresa en los pares de bases del genoma de esa célula, identificadas por las letras A, T, G y C.

El nuevo estudio encontró más de 20 huellas de mutaciones en los 17 tipos de cáncer asociados con el tabaquismo. Sin embargo, solo cinco de estas marcas fueron significativas en los cánceres sufridos por los fumadores.

El genoma de cada cáncer proporciona una especie de registro arqueológico de las exposiciones causantes de las mutaciones

Algunos tipos de cáncer tenían solamente una firma mutacional elevada en fumadores, mientras que otros tenían múltiples. Según los autores, la firma 4 es particularmente destacada en los cánceres de tejidos directamente expuestos al humo, como los pulmones y la laringe, y se produjo con menos frecuencia en los cánceres de tejidos indirectamente expuestos, como la vejiga.

Por su parte, la firma 5 –el signo mutacional más ampliamente difundido– se encontró en todos los tipos de cáncer y desencadenó mutaciones regulares en los fumadores frente a los no fumadores.

“Los órganos que no están en contacto con el humo inhalado no tienen la misma firma mutacional directa que se ve en los pulmones”, afirma Alexandrov. “Sin embargo, existe otra en todas las células cancerosas que acelera la tasa de mutación en las células de fumadores. Cuantas más mutaciones tenga una célula, más probabilidades hay de que una de ellas esté en un gen causante de cáncer y lo provoque”.

Apenas había pequeñas diferencias en los cambios epigenéticos que sufrieron los tumores de fumadores frente a los de no fumadores. “Esto sugiere que son las mutaciones genéticas el principal mecanismo por el cual el tabaquismo aumenta el riesgo de cáncer”, concluyen los autores.

Referencia bibliográfica:

L.B. Alexandrov; Y.S. Ju; K. Haase; P. Van Loo; I. Martincorena; S. Nik-Zainal; P.J. Campbell; M.R. Stratton; T. Shibata. ‘Mutational signatures associated with tobacco smoking in human cancer’. Science, 3 de noviembre de 2016. http://science.sciencemag.org/cgi/doi/10.1126/science.aag0299

Fuente: SINC

Share Button

Avanza la terapia fotodinámica del cáncer

Martes, octubre 18th, 2016

Avanza la terapia fotodinámica del cáncer

El equipo dirigido por el Dr. Wei Chen, Profesor de Física en la Universidad de Texas, ha desarrollado una técnica que podría mejorar significativamente la eficacia anti-tumoral de la terapia fotodinámica (TFD).

Se trata de fotosensibilizadores nanoparticulados basados en cobre y cisteamina que al ser activados por microondas liberan iones de cobre, los cuales inician una cadena de reacciones que resulta en la producción de especies reactivas del oxígeno que destruyen el tumor.

Este enfoque resuelve las limitaciones de la TFD tradicional, en la que a luz ultravioleta o infrarroja no alcanza las zonas profundas del tumor. La efectividad de la nueva técnica ha sido demostrada en estudios in vivo e in vitro en una línea celular de osteosarcoma.

En estudios previos los mismos fotosensibilizadores habían sido activados con rayos X, lo cual supone un obstáculo para su aplicación en clínica. En contraste, las microondas utilizadas en el actual estudio no dañan el tejido circundante, lo que combinado con la baja toxicidad de los componentes de las nanopartículas y el bajo coste de producción favorece el uso de esta estrategia en los tratamientos oncológicos.

Además, la luminiscencia producida durante la secuencia de reacciones es mucho más intensa que la de la FTD convencional, posibilitando el uso de estas nanopartículas en técnicas de imagen.

FUENTE: IM MÉDICO

Share Button

Sanidad da inicio a la campaña de vacunación contra la gripe

Martes, octubre 18th, 2016

Sanidad da inicio a la campaña de vacunación contra la gripe

  • Los antibióticos no son efectivos frente a la gripe por ser una enfermedad viral, y su uso puede crear resistencias a estos fármacos. Sanidad aconseja evitar la transmisión del virus con medidas higiénicas como el lavado frecuente de manos.

En la campaña 2016-2017, 13 comunidades autónomas, las dos ciudades autónomas, el Ministerio de Defensa e Instituciones Penitenciarias han prorrogado el Acuerdo Marco del año pasado para la compra de vacunas promovida desde el Ministerio, lo que ha supuesto un ahorro superior a cinco millones de euros. Ante el inicio de las campañas de vacunación de la gripe por parte de las comunidades autónomas, el Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud recomienda la vacunación frente a esta enfermedad a las personas de 65 y más años y otros grupos de riesgo, a partir de la tercera semana del mes de octubre.

El Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad quiere recordar que la vacunación es una de las medidas de salud pública más eficaces para prevenir la aparición de enfermedades e incluso la muerte en algunos casos. En concreto, la vacunación antigripal es la medida más efectiva para evitar la aparición de complicaciones en caso de padecer gripe. La gripe es una enfermedad respiratoria aguda causada por un virus, por lo que los antibióticos no resultan efectivos para combatirla y su uso puede crear resistencias a estos fármacos.

Por sexto año consecutivo se ha promovido un acuerdo marco para la selección de suministradores de vacunas frente a la gripe, este año mediante la prórroga del acuerdo del año anterior, suscrito por el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad. Las instituciones participantes para la temporada 2016-2017 son, al igual que en la temporada anterior, además del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, el de Defensa, la Secretaría General de Instituciones Penitenciarias (Interior), INGESA y 13 Comunidades Autónomas: Aragón, Asturias, Baleares, Cantabria, Castilla y León, Castilla -La Mancha, Comunidad Valenciana, Extremadura, Galicia, Madrid, Murcia, Navarra y La Rioja, así como las ciudades de Ceuta y Melilla. Mediante este procedimiento se han podido adquirir algo más de 5.100.000 dosis de vacuna y obtener un ahorro superior a los 5 millones de euros.

La gripe es una enfermedad de curso agudo cuya máxima incidencia se observa en otoño e invierno. El período de incubación es de 48 horas con una variación entre uno y siete días. Se transmite por el aire al toser y estornudar.

Los principales síntomas son fiebre de hasta 39ºC, escalofríos, dolor de cabeza, dolores musculares, estornudos, tos intensa y persistente, rinorrea, lagrimeo y faringitis leve. Los síntomas de la gripe pueden confundirse con los de otras patologías respiratorias, como el catarro común, por lo que se recomienda consultar al médico de Atención Primaria o al pediatra. Es una enfermedad autolimitada con una evolución de cinco a siete días, aunque algunos de los síntomas suelen durar entre dos y tres semanas. La vacunación es la medida más eficaz para prevenir la gripe y sus complicaciones.

El Sistema Nacional de Salud proporcionará las vacunas de manera gratuita a las personas incluidas en los grupos de población recomendados. Los grupos técnicos del Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud recomiendan vacunar a los siguientes grupos:

·        Personas de 65 años o más. Se hará especial énfasis en aquellas personas que conviven en instituciones cerradas.

·        Personas menores de 65 años que presentan un alto riesgo de complicaciones derivadas de la gripe:

·        Niños (mayores de 6 meses) y adultos con enfermedades crónicas cardiovasculares (excluyendo hipertensión arterial aislada) neurológicas o pulmonares, incluyendo displasia bronco-pulmonar, fibrosis quística y asma.

FUENTE: IM MÉDICO

Share Button